Voces Layetanas - Reflexiones libres e independientes

Cosas pandémicas que solo pasan en Cataluña

José A. Ruiz 07/07/2020
El confinamiento en el Segrià es un ejemplo más de "hechos diferenciales" inexplicables

En Cataluña desde pequeños se nos explica en el colegio que los Catalanes tenemos un hecho (fet) diferencial.  El "hecho" se supone que es la lengua, aunque lo divertido es que a menudo este hecho no se especifica y se reduce simplemente al "fet diferencial".  Los catalanes tenemos un algo, un fet.  Un "je ne sais quoi" que diría un francés, o un "lle ne sé cuá" que diría yo, destrozando el francés.
 
Pero no ha sido hasta esta crisis económico-sanitaria que por fín me he planteado si los catalanes no tendremos efectivamente un "algo" que nos hace diferentes al resto.  O a lo mejor solo se trata de los nacionalistas.
 
Por tanto, y sin más preámbulos, paso a enunciar los 6 hechos diferenciales que suceden únicamente en Cataluña pero no en el resto de España, y que demuestran al mundo entero que los nacionalistas catalanes son, inequívocamente, especiales.
  • Tenemos nuestros propios contagios diferentes de los de España

Mucho jaleo con la pifia del gobierno de España al celebrar la manifestación del 1-M, si, pero a contagios a los catalanes no nos gana nadie.  El día anterior (29-F) nuestros líderes metieron a más de 70.000 nacionalistas en autobuses (la organización dice 200.000), los llevaron a Perpiñán (Francia) muy juntitos durante varias horas de viaje para concentrarlos en el municipio (cuya densidad de población multiplicaron por cinco) con el fin de adorar a Puigdemont, y una vez bién difundido el virus los volvieron a meter en autobuses y los devolvieron a sus pueblos de origen.  Si, la OMS ya había dicho que no se juntasen más de 10.000 personas y la cancelación del mobile y de alimentaria ya eran historia antigua, pero los catalanes somos inmunes a cualquier virus.  O casi, porque 17 días después (periodo de incubación del virus) Perpiñan se convirtió en el mayor foco de la pandemia en el sur de Francia y en las elecciones de hace una semana el candidato a alcalde de Perpiñán apoyado por Puigdemont fracasó estrepitosamente y ganó el candidato del partido de Le Pen, que es como si en Solsona gana Santiago Abascal.  Desagradecidos.

  • Nos gusta confinar municipios y comarcas

Y si no, preguntad en Barcelona o en las comarcas de Ódena o Segrià.  Primero se trató de Igualada.  Había unos brotes numerosísimos en el municipio y, aunque de allí partieron 12 de los autocares a Perpiñán (más de medio millar de personas) nuestros bienamados líderes dijeron que el foco fué una cena de 40 personas.  ¿Y quién soy yo para cuestionar a mis líderes?.  Como en Igualada no pasaba nada y estaba todo controladísimo pues no se hizo nada hasta que hubo que poner a toda la comarca de Ódena en estado de sitio.  Vamos, más o menos lo que ha vuelto a pasar en el Segrià ahora que volvemos a tener todas las competencias sanitarias que tanto reclamábamos.  Al menos ahora podremos echar la culpa a los temporeros (¡Ups, no! Eso sería racismo).  Pues entonces culparemos a nuestros vecinos de la franja de Aragón (¡Uy, tampoco, que la estamos reclamando como parte de nuestros "Paissos Catalans").  Menudo lío.  Suerte que nuestra inestimable "Consellera de Salut" les ha dicho a los afectados de "la franja" que no vengan al hospital de Lérida y se vayan a contaminar al de Barbastro (Aragón), aunque esté el triple de lejos.  Y está lo de Barcelona.  Como a nosotros no nos gustan las provincias, porque son una división territorial "franquista" nos inventamos el confinamiento por regiones sanitarias.. hasta que nos damos cuenta de que el área metropolitana de Barcelona está dividida en tres áreas sanitarias, que nos hemos encerrado a nosotros mismos y que los Barceloneses no pueden ir de su casa el trabajo y viceversa.

  • La mejor forma de luchar contra la pandemia es subir la jubilación de nuestros políticos.

Y eso lo ha entendido nuestro "molt honorable president" Joaquím Torra, primero de su nombre, que ha tenido a bién incluir en el decreto-ley 7/2020 (de medidas especiales para la lucha contra el coronavirus) una subida de la jubilación que seguramente comenzará a cobrar este septiembre en cuanto le inhabiliten por reirse de la democracia.  Pero no penseis que es una medida egoista, no.  Puigdemont, Mas, Montilla y el mismísimo Jordi Pujol se beneficiarán de la medida en igual manera.

  • El coronavirus es catalán de toda la vida

Y que nadie ose dudarlo.  Unos científicos de la UB (Universitat de Barcelona) han demostrado que eso de que el coronavirus venga de China es rotundamente falso.  Unos análisis de la depuradora del Prat del Llobregat demuestran más allá de cualquier duda que el virus ya estaba en Barcelona un año antes y no se quiso contagiar entonces porque era muy suyo.  ¿Un tema de impacto global del que todo el mundo habla?  ¡Por fuerza tenía que ser catalán!  Claro que un montón de científicos extranjeros cuestionan nuestros resultados, pero ¿Qué sabrán ellos?

  • Somos tan chulos que nos sobran los hospitales

Por eso cuando el Ejército Español nos montó un hospital de campaña en 24 horas lo paralizamos porque era verde.  Eso es lo que pasó en Sant Andreu de la Barca y en Sabadell, ya que los alcaldes, insolidarios ellos, a la que vieron que se les moría mucha gente pensaron antes en las vidas de sus ciudadanos que en "la nació" (habrase visto), pero ya se lo encontrarán.. Porque lo del color es un tema muy importante, así que en lugar de los hospitales de campaña del ejército (gratuitos) hemos llevado a cabo una contrata millonaria con una empresa de unos chicos majísimos y de confianza que lo montarán de color blanco (o amarillo y con lacitos).  A tiempo para ayudar no va a estar, pero será mucho más mono.  ¡Fijaos en el de la comarca del Segrià!  Es más básico que un ladrillo y ha costado un ojo de la cara, pero es tán amarillo que dan ganas de coronarlo con un lacito.  La lástima es que los ciudadanos esos detalles no los entienden y en Sant Andreu han declarado persona non grata a nuestra eminentísima consellera de Salut, Alba Vergès. ¡Desagradecidos!

  • Vamos siempre en cabeza

Nuestro President Torra fué el primer presidente autonómico en contaminarse de Covid (lo anunció 17 días exactos tras la romería de Perpiñán, que quede claro que a él no se lo pasó ningún madrileño).  Somos líderes en rebrotes y los primeros en disfrutar de una segunda oleada (y no os quepa duda de que empezaremos septiembre con la tercera). Hemos sido los que menos días hemos estado en fase tres y los que más méritos estamos haciendo para volver a ella.

En serio, Cataluña bajo el régimen nacionalista tiene algo que la hace diferente.  O por decirlo de otra manera, Cataluña tiene un color especial.

Onda Layetana Noticias: Artículos relacionados